¿El Cloud Computing es realmente confiable?

Un incidente ocurrido en uno de los patrocinadores mundiales de la computación en la nube – Microsoft en este caso – vuelve a encender el debate sobre la fiabilidad de los servicios de almacenamiento de datos en la nube.

La expiración de un simple SSL (Secure Sockets Layer) ha arrodillado a Windows Azure, el sistema mundial de Cloud Computing de Microsoft. Los usuarios norteamericanos de servicios de almacenamiento y computación fueron los primeros afectados el pasado viernes, 22 de febrero. Expandiendose el problema técnico a las pocas horas a los usuarios  de Europa el Sábado, 23 de febrero, este hecho paralizó a miles de clientes durante varias horas. E incluso a  los usuarios de Live X-box.

Si la expiración de un certificado SSL puede destruir un servicio en línea que se vende como confiable y de alta disponibilidad en todo el planeta, no podemos imaginar el impacto de un ataque pirata. Este incidente plantea, una vez más, una pregunta: ¿La computación en la nube es tan fiable como sus defensores nos quieren hacer creer? Por ahora, las empresas se muestran escépticos y reacios a migrar sus servicios y datos críticos en la nube.

Este temor es legítimo porque este incidente es el último de una larga serie. Windows Azure ha de hecho experimentado otras fallas e interrupciones en 2012. Los otros jugadores no están a salvo. En mayo de 2011, la nube de Amazon se cayó debido a un error de configuración, paralizando a decenas de miles de vendedores durante tres días.

 Más recientemente, las instancias de computación y servicio de base de datos de Amazon EC2 AWS tenían graves fallos de funcionamiento en octubre de 2012 después de otros incidentes en junio y julio de 2012 relacionadas con cortes de energía. El 24 de diciembre 2012, la nube de Amazon no estuvo disponible durante varios minutos para más de 20 millones de usuarios.

Podríamos continuar este largo recorrido citando los nombres de casi todos los proveedores de servicios de Cloud Computing. Desde 2007, el Grupo Internacional de Trabajo sobre Restiencia de Cloud Computing (IWGCR, por sus siglas en inglés), un grupo de trabajo de investigadores de todo el mundo ha identificado más de 568 horas de tiempo de inactividad de 13 proveedores de servicios Cloud. Esto equivale a alrededor de 7,5 horas al año. Esta disponibilidad está lejos de la anunciada. En resumen, por el momento, la nube se encuentra menos disponible que el hosting tradicional.

Si la reducción de los costes de TI y de negocio parecen cumplir la promesa del Cloud Computing, otros argumentos como la disponibilidad y la reducción de la huella ecológica aún se encuentran por demostrar.

Cloud Computing confiable







Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *